Dulces y postres

Pandoro

8:00


Que pena que este mes por problemas técnicos no pudiera participar como hubiera querido en el Bake the Word.

Pero igualmente quería publicar la receta lo antes posible. Nos ha gustado mucho el resultado final aunque la verdad que me ha dado un poco dolor de cabeza. La mantequilla se me iba por todos los lados... jajajaja


Seguí las indicaciones del blog Uno de dos. La verdad que tienen un paso a paso sensacional, así que no dudéis en visitarlo.

Tampoco he podido encontrar el molde característico para este pan, así que prepare uno en un cazo alto metálico y este que os muestro en un molde de cristal de pirex.

Aquí os presento yo mi humilde elaboración, espero que os guste

Ingredientes:

Primer fermento:  15 g. levadura fresca
                             60 ml. agua tibia
                             50 g. harina
                             10 g. azúcar
                             1 yema de huevo

Primera masa: Primer fermento
                        5 g. levadura fresca
                        25 g. azúcar
                        1 huevo mediano batido
                        30 g. mantequilla temperatura ambiente
                        200 g. harina

Masa final: Primera masa
                   2 huevos medianos
                   100 g. azúcar
                   10 g. azúcar avainillado
                   Vainilla en polvo (yo le puse esencia)
                   200 g. harina
                   140 g. mantequilla

Elaboración:

La elaboración nos va a llevar algo de tiempo, así que paciencia. 

El primer día por la noche, haremos el primer fermento. En un bol, mezclaremos la levadura con el agua tibia. Cuando este la levadura bien deshecha añadimos la harina y lo integramos bien. Agregamos también el azúcar y la yema de huevo. volvemos a mezclar y cuando este todo bien mezclamos, tapamos el bol con film transparente y lo dejamos en el frigorífico hasta el día siguiente.


NOTA: No intentéis hacer como yo y acelerar el proceso, poniendo el fermento al horno... (MATE LA LEVADURA). Lo mejor con una receta nueva es seguir casi al dedillo las indicaciones.

Pasadas mínimo 8 horas, nos encontraremos una masa distinta, con muchas burbujitas y un olor ácido característico de la levadura.

Seguimos el proceso. En un vaso disolvemos los 5 gramos de levadura con dos cucharadas de agua tibia y cuando este disuelta, lo incorporamos al fermento. Mezclamos bien y añadimos el azúcar, el huevo batido y la harina POCO A POCO. Amasamos todo bien y cuando tengamos una masa manejable, le incorporamos la mantequilla a temperatura ambiente. Volvemos a amasar hasta que este integrada la mantequilla, lo tapamos y lo dejamos reposar UNA hora.


Cuando haya pasado este tiempo, hacemos la masa final. Agregamos a la masa inicial los huevos batidos, cuando estén bien integrados añadimos la vainilla, la sal, el azúcar, volvemos a integrar todo bien y por ultimo la harina. Amasar todo bien mas o menos 15 minutos, hasta que tengamos una masa suave, lisa y muy elástica. Este paso la verdad que me costo bastante, pero lo resolví bien. Ponemos a refrigerar la masa de nuevo una media hora. 

Desgasificamos, y en la mesa de trabajo enharinada, formamos un rectángulo con la ayuda de un rodillo, dejándolo lo mas uniforme posible. Colocamos la mantequilla en el centro de la masa y la doblamos, cerrando las cuatro esquinas hacia el centro, cerrándola.

Estiramos nuevamente la masa hacemos hacemos dos dobles, y volvemos a estirar y otra vez hacer los dobles pero esta vez en el sentido contrario. Realmente lo que estamos haciendo es hojaldrar la masa. Si alguna vez habéis preparado hojaldre casero, no os resultara complicado.

Hacemos un tercer estiramiento y otro doble mas. La doblamos como si estuviéramos cerrando un libro. En este tercer doble, la tapamos con film transparente y la refrigeramos 30 minutos mas. 

La sacamos de la nevera y volvemos a repetir los pasos nuevamente. En total haremos este proceso en 3 ocasiones.  Dejamos media hora cada vez que terminamos un proceso.

Cuando hayamos terminado las 3 vueltas, cortamos la masa en dos mitades. Engrasamos un molde y espolvoreamos con azúcar glasé. Con esta misma grasa de engrasar el molde, hacemos una bola con una de las mitades de masa. Ponemos la parte lisa en el fondo del molde y la parte de cerrar la masa hacia arriba.

Tapamos y la dejamos reposar hasta que vuelva a tener el doble de volumen.

Mientras precalentamos el horno a 180 grados. Cuando haya cogido el volumen necesario, horneamos durante 15 minutos. Luego bajamos la temperatura a 150° y lo dejamos 10 minutos mas. 

Si vemos que se dora demasiado, tapar con un papel de aluminio.

Dejamos reposar un poco el pan en su molde y al sacarlo lo dejamos enfriar sobre una rejilla. Yo lo espolvoree con azúcar glasé para terminar su elaboración, pero ya la decoración es de cada uno. 

NOTA: con las cantidades expuestas, salen dos pandoros. 

Espero que lo disfrutes. 



Y no quiero terminar mi entrada sin desearos que tengáis un año 2015 lleno de bendiciones y alegrías, que superemos los malos momentos en la protección de nuestros seres queridos y que el año que comienza sea mejor que el que acaba de terminar.

Besos para ellas y saludos para ellos.                              




firma




También te gustará...

1 Opiniones

  1. ¡Uy que pintaza!!!.
    Oye has cambiado algo en la cámara de fotos?.
    Ahora las veo como con mucho más color y más nítidas.

    Besicos.

    ResponderEliminar



Debido a la falta de tiempo no participo en cadenas ni premios. Si has pensado en mi blog para darmelo, te lo agradezco enormemente.

Todos los comentarios son bien recibidos, me animan a seguir adelante y mostraros cada dia como es mi cocina.

Gracias por todo

Safe Creative #0912140092961
Top blogs de recetas